¡Qué alegría! El Nuevo Parque Nacional Patagonia se suma a las áreas silvestres protegidas

14/12/2018

¡Qué felicidad!

El nuevo parque nacional, con una superficie de 304.527,75 hectáreas, integra los terrenos de la ex Hacienda Chacabuco, donados por la Fundación Tompkins Conservation.

Estamos muy felices porque, sin duda alguna, la creación del Parque Patagonia demuestra que iniciativas del ámbito público y del privado pueden transformarse en una acción de protección de los recursos naturales renovables y también de posibilidad de desarrollo local. 

Este parque se ubica en la zona de transición entre la árida estepa de la patagonia argentina y los bosques de coigüe templados de la patagonia chilena, abarcando una gama de ecosistemas que incluye pastizales, montañas, bosques de coigüe y humedales. ¡¡HERMOSO!!

Además, con este nuevo parque nacional va creciendo la red y Ruta de los Parques de la Patagonia, un recorrido escénico de 17 parques nacionales y más de 60 comunidades aledañas.

LAS ESPECIES PROTEGIDAS

El nuevo parque nacional protegerá una muestra representativa de diversidad biológica que se encuentran en la Región de Aysén, constituyendo el hogar de muchas especies amenazadas, como el huemul, especie emblemática a nivel nacional, puma, zorro, guanaco y varias especies de murciélagos.

El herbívoro más abundante que existe en toda la patagonia es el guanaco, de la familia de los camélidos, y se alimenta del 75% de todas las especies de plantas de la estepa patagónica.

El guanaco es una de las especies más fundamentales: ellos previenen que las especies de pastos dominen la tierra, actúan como excelentes dispersores y fertilizadores, y tienen altos porcentajes de productividad, sirviendo de alimento para sus vecinos carnívoros, especialmente los pumas.

También destacan en esta unidad ecosistemas acuáticos continentales con gran presencia de avifauna y una infraestructura de uso público de gran calidad y potencial para el turismo de naturaleza, como nuevos sitios de campings y terrenos para contemplar.


¡Qué alegría! Ahora podremos seguir recorriendo, conociendo Chile y sus bellos paisajes con la tranquilidad y seguridad que nos brinda esta iniciativa de cosnervación y preservación de la naturaleza. 

Un paso más para seguir siendo un referente a nivel mundial.

Por Camila Ahumada Carminati.